James Brady

James Brady

James Brady (Nueva York, EEUU, 1967) es un veterano periodista que trabajó durante años en The Washington Post, donde llegó a ser jefe de la edición digital. Más tarde asesoró al diario británico The Guardian en su expansión estadounidense, hasta que recibió una oferta laboral tan complicada como estimulante: volver a Washington DC, en esta ocasión  para competir con su antigua casa.

La empresa  Allbritton, propietaria del diario digital Politico.com, ha puesto en Brady la responsabilidad de montar un gran sitio web que cubra la información que se produce en la capital de Estados Unidos. La idea es llegar allí donde no llegan los periódicos nacionales y locales.

¿Cómo pretende conseguirlo? En una extensa entrevista telefónica con ABC.es, el futuro director de este medio -todavía sin nombre- explica la estrategia editorial y económica de su proyecto, que verá la luz en primavera, y da un repaso al periodismo impreso y digital que se ha ejercido en Estados Unidos en los últimos años.

La prensa estadounidense habla de su proyecto como si usted fuera David contra Goliat. ¿Está de acuerdo con este enfoque?

No sé si llega a tanto. Se trata de montar una empresa informativa local desde cero en la era Internet, donde cambian los medios y cómo se elaboran y distribuyen las noticias. Pero me hace gracia lo de David contra Goliat y me recuerda un artículo de Malcolm Gladwell en The New Yorker que leí hace unos meses. Decía que la manera de que el pequeño pueda ganar al grande es no luchar del modo tradicional, y creo que nosotros no vamos a cubrir las cosas de forma tradicional: no tendremos un reportero cubriendo cada oficina del Gobierno, cada comisaría de policía o cada cuartel de bomberos, cada ayuntamiento… no seremos capaces de cubrir todo con nuestra plantilla. Pero tendremos en cuenta todo el periodismo producido por la gente de la zona de Washington, periodistas no profesionales pero que elaboran una información muy relevante. Si consigues meterla en la red que estás creando, al final del día tendrás más gente produciendo información sobre esa zona que un gran periódico como el Post?

¿Cuál es su fórmula de financiación para montar un sitio así?

Necesitamos tener publicidad, pero no podemos basarnos sólo en ella. Hay que buscar anuncios no convencionales, especialmente en los móviles, en los nuevos GPS con publicidad, y encontrar nuevos servicios  para los anuciantes locales… Muchos de estos últimos no entienden en absoluto como funciona el medio, ni siquiera cómo se pone un anuncio en un sitio web, y hay que ser creativo a la hora de buscar qué tipo de página encaja en su negocio y ayudarles a obtener lo máximo de su publicidad. También tendremos mucho vídeo y, en definitiva, buscaremos nuevas fuentes de ingresos para diversificar nuestra base de financiación.

Van a trabajar con dos televisiones locales. ¿Es la televisión un elemento clave a la hora lanzar un sitio web de noticias?

Sí, Allbritton tiene dos cadenas locales aquí: Channel 7, una cadena afiliada a ABC y NBC, y una cadena de noticias por cable [News Channel 8]. La promoción del contenido y la cobertura informativa que puede recibirse de estas cadenas es enorme, pero también tener gente hablando de tu sitio web. No es tan fácil obtener lectores para la edición digital desde un periódico, pero la promoción de las cadenas televisivas suelen funcionar porque hay un montón de gente a la que le gusta ver la televisión en sus ordenadores, es casi una combinación natural. Para nosotros es crucial la implicación de la televisión en nuestro proyecto y contar con la promoción de los grandes nombres conocidos de la prensa televisiva local. Cuando el proyecto se ponga en marcha, en marzo o en abril, los sitios web de Channel 7 y Channel 8 se integrarán en nuestro proyecto.

¿Cuál será su estrategia con el periodismo ciudadano, como tratarán esta información?

Queremos incluir todas las cosas nuevas que han emergido en el periodismo digital en los últimos 10 ó 15 años. Creo que hay una cantidad de información tremenda en las zonas urbanas que  no es  producida por los periódicos locales, porque no tienen suficiente gente para cubrir cada pequeña comunidad de Washington. Yo vivo en Great Falls (Virginia) y hay una mujer aquí que lleva una lista de correo electrónico a la que envía entre cinco y diez mensajes cada día sobre cosas que suceden en el pueblo: tiendas que cierran, robo de bancos, un árbol que se cae en la carretera principal… [Los vecinos] le pagamos 50 dólares [35 euros] al año, pero probablemente le pagaríamos 250 dólares [175 euros], por que su información es muy relevante para un pequeño grupo de gente, aunque a dos millas de aquí no haya nadie a quien le interese lo que sucede en Great Falls.

Podemos agrupar la infomación producida por los ciudadanos, por los pequeños semanarios locales y conectar esta información geográficamente. Así que la implicación de los ciudadanos es clave. También podemos ayudarles a montar sus pequeños sitios web y enviarles tráfico publicitario, porque la mayoría no ha podido ganar dinero hasta ahora.

Por otra parte, es una práctica generalizada publicar en tu sitio web sólo la información que tú produces, pero nosotros queremos ofrecer una fotografía general de lo que se discute en Washington y nuestra portada tendrá enlaces a noticias de The Washington Post, The Washington Times o incluso The New York Times. No seremos tan egoistas como para no tener nuestro propio contenido, pero tenemos que estar en posición de ofrecer lo que se está discutiendo en Washington, sin preocuparnos de si lo producimos nosotros u otros. Así que la agregación será una parte importante de nuestro proyecto, así como la distribución a través de móviles y, sobre todo, la construcción de comunidades. En cualquier caso, debemos ser selectivos con los temas, porque incluso con esta red no podemos cubrir todo, así que tendremos que elegir qué es lo que de verdad importa en la vida diaria en la ciudad: tráfico, desarrollo, transporte, delincuencia, deportes, educación, política…  sólo un par de temas bien cubiertos, en lugar de querer cubrir todo.

¿Cómo será la nueva redacción?

Tendrá entre 35 y 40 personas. La plantilla de toda la empresa será de unas 50 .

Usted conoce bien el mundo de de las viejas y las nuevas redacciones. ¿Cree posible la integración entre ambas?

Creo que es posible. Volviendo a mis tiempos en el Post, recuerdo que [las redacciones de la edición impresa y de la digital] estuvimos totalmente separados durante mucho tiempo, lo cual tenía ventajas y desventajas. No tengo objeciones a integrar ambas redacciones, pero creo que para tener éxito hay que plantear las cosas de forma separada, no como muchos periódicos que creen que el asunto consiste en juntarlas y que todos hagan un poco de todo. No creo que esto funcione porque son bestias diferentes. A mí no me importa mucho si quieres tener dos redacciones o una, pero sí que la gente de la web tenga cierta autonomía. Porque parte de la responsabilidad de la gente de nuevos medios en las organizaciones es que la gente del viejo medio se sienta un poco incómoda. Por ejemplo, no es especialmente popular dar la voz a los lectores en las viejas redacciones, ni incluir vídeo… Creo que la gente de la web debe tener cierta libertad para experimentar. Así que no estoy en desacuerdo con la integración, pero creo que es muy importante saber cómo hacerla.

¿Qué diferencias habrá entre los periodistas que hemos conocido hace diez años y los que conoceremos en otros diez?

Creo que la generación que viene está muy comprometida con el diálogo con los lectores. La mayoría de los periodistas jóvenes tiene cuenta en Twitter y en Facebook y está más acostumbrada a la idea de comunicar con los lectores. Han crecido en una era en la que hablar con los lectores no es sólo algo necesario sino también útil. Son buenos en otras formas de contar historias, y la mayoría de los chicos que salen de las escuelas saben grabar y editar vídeo, saben salir al aire y contar las historias que están haciendo… No digo que haya que acallar a la generación anterior, pero sí ampliar el discurso de que todo es terrible, de la pérdida de empleos y de la destrucción del modelo de negocio de los periódicos. Las nuevas generaciones no han pasado los días de gloria, no saben de periódicos,  ven las nuevas herramientas como algo emocionante y se sienten orgullosos de pertenecer a la próxima generación.  Tengo una perspectiva muy positiva de lo que sucederá cuando tomen el poder.

¿Cuál cree que es la clave del éxito de Politico.com?, ¿tal vez haber demostrado que la información política tiene todavía importancia en una Internet repleta de otros tipos de información?

De entrada, es un producto de nicho: Se han centrado en una sola cosa muy agresivamente. Han dicho: “Sí, hay muchas cosas, pero la política es lo que nos interesa”.Y no sólo han construido una audiencia alrededor de la política, sino también una base de anunciantes que saben que allí encontrarán un tipo de gente que quiere leer política. No es como The Washington Post o The New York Times que cubren  tantas cosas diferentes en sus sitios web que el anunciante no sabe dónde colocar su publicidad, porque la leerán personas no interesadas en lo que intenta vender.  Si quieres encontrar gente que lea sobre política energética o de  salud, la encontrarás entre los yonquis de Politico.com. Me parece un movimiento muy inteligente la decisión de cubrir un nicho. Otra clave es que la publicación tiene un ADN de web. Es decir, es un sitio web que tiene un periódico y no un periódico que tiene un sitio web. Es un diferencia significativa. Sí, tiene un periódico pero nunca han sujetado una noticia para la edición impresa. Su trabajo es hacer buen periodismo lo más rápido que pueden, son agresivos, quieren exclusivas… Todo su metabolismo es más de web. Y creo que esto también ha contribuido a su éxito.

Usted trabajó como asesor de The Guardian y conoce los medios europeos. ¿Cree que estos modelos editoriales estadounidenses podrían implantarse en Europa?

No veo por qué no. No conozco tanto el mercado de Europa, pero creo que las publicaciones impresas europeas lo están haciendo bastante mejor que las de aquí. Y no veo por qué no podría trasladarse el modelo. La web supone una oportunidad para la gente para estar conectada con información que es muy relevante para ellos, y creo que el modelo de Politico.com o de un sitio web local  podría trasladarse fuera nuestras fronteras. La tecnología seguirá mejorando, la posibilidad de estar conectado, sobre todo en movilidad, donde Europa se encuentra por delante de Estados Unidos. La infomación local se está haciendo muy importante en EEUU, donde el gran problema siempre ha sido cómo conectar a la gente con su información cuando vive en una comunidad muy pequeña. En DC hay centenares de comunidades. ¿Cómo servirlas? Y la respuesta parece clara ahora: GPS, periodismo ciudadano…

¿Qué veremos en el periodismo digital de 2010?

No tanto en 2010, como en 2011 ó 2012, asistiremos a la revolución móvil. Habrá un incremento significativo de los ingresos publictarios en este soporte. Y creo que los proyectos deberían ir en esta dirección porque veremos muchos avances y será la próxima gran cosa. El año que viene, muchos medios intentarán cobrar por su contenido, algunos de ellos tendrán éxito y muchos más no. Creo que se hará por desesperación, que no me parece la mejor razón para hacerlo. También veremos mucha más experimentación, más y más blogs, más y más sitios web dedicados a investigar el periodismo participativo y el periodismo sin ánimo de lucro. En definitiva, veremos cada vez más una mayor democratización de los medios. Hace 15 años teníamos 50 grandes periódicos en Estados Unidos, y creo que en un par de años tendremos sólo 5 y cientos, si no miles, de sitios pequeños intentando cubrir lo que aquéllos cubrían.

Be Sociable, Share!
Etiquetado como:
 

2 comentarios sobre el artículo

  1. [...] buen ejemplo de esto: cuando integraron sus redacciones, uno de sus ejecutivos digitales estrella, Jim Brady, terminó por dejar el periódico por el motivo anterior. Así que hay cierto peligro de que la [...]

  2. Nacho S. dice:

    Muy interesante. No había descubierto el blog hasta hoy y ya te he agregado al netvibes. Un abrazo y feliz año, Pedro.



Categorías